Noticias


Cliquear imagen para leer el Libro en formato digital

Versión Español:

El elevado valor de la biodiversidad del Archipiélago Juan Fernández, así como las significativas amenazas que enfrenta, hacen de este territorio insular un lugar prioritario para la conservación de la flora y fauna no sólo a nivel de Chile, sino que del mundo. Basados en tales antecedentes y en la necesidad de coordinar los aislados esfuerzos y estudios, en noviembre de 2009, un conjunto de actores, organizaron un Taller Internacional, con el objeto de diseñar un Plan de Conservación de la Biodiversidad Terrestre del Archipiélago Juan Fernández. Dicho taller contó con la participación de investigadores y expertos nacionales e internacionales, representantes de la comunidad, del municipio fernandeziano y del sector público y privado.

El Plan apunta a evitar nuevas extinciones en el archipiélago y señala las acciones asociadas a la conservación de especies y áreas claves para la flora y fauna, el manejo de especies exóticas invasoras, la bioseguridad ecológica del archipiélago, el fortalecimiento de las capacidades locales y la investigación. Su elaboración se realizó sobre la base de las conclusiones de las mesas de trabajo que se constituyeron en el taller, las que fueron posteriormente sistematizadas y editadas por Fundación Biodiversa. Adicionalmente, tras el devastador maremoto que afectó al archipiélago en febrero de 2010, se elaboraron propuestas en la línea de apoyar el esfuerzo de reconstrucción, que son recogidas en el capítulo final. Con el apoyo de varios expertos(as), Biodiversa hizo también una estimación de costos de la mayoría de las actividades priorizadas.

Considerando las actividades valoradas, en total el costo del Plan se estima en $ 3.152.000.000 (US$ 6.692144). De esta cifra, $ 2.607.000.000 corresponden al plan de conservación propiamente tal, $ 545.000.000 al programa de investigación y monitoreo. Por otra parte, se consideran $ 251.000.000 correspondientes a las propuestas de aviario y jardín botánico que buscan responder al plan de reconstrucción desarrollado tras el maremoto.

El Plan plantea metas ambiciosas pero alcanzables que, de lograrse, sentarán las bases para la conservación de la diversidad biológica del archipiélago, que hace de este territorio insular un patrimonio único y valioso de Chile y del mundo.

 English Version:

The value of Juan Fernandez Archipelago’s biodiversity and the significant threats it faces, make these islands a high priority area for flora and fauna conservation both for Chile and the entire world. Against this background and in consideration of the need to coordinate disperse efforts and studies, in November 2009, an International Workshop was organized with the aim of designing a Terrestrial Biodiversity Conservation Plan for Juan Fernandez Archipelago. The workshop convened national and international scientists and academics, local social and political leaders, the Juan Fernandez municipality authorities, members of the local community and the private sector.

The Plan seeks to prevent further extinctions in the archipelago and proposes that the main tasks relate to the conservation and key locations of the flora and fauna, the management of invasive exotic species, ecological biosecurity of the archipielago, the strengthening of local capabilities and research.

The document was prepared on the basis of the findings and conclusions of working groups set up at the workshop, which were then systematized and edited by Fundación Biodiversa. After the devastating tsunami that struck the archipelago in February 2010, further proposals were drawn up with a view to supporting the reconstruction effort. These new proposals were incorporated into the last chapter of the document.

With expert support, Fundación Biodiversa also made an estimation of costs for the priority activities.

Considering these, the total cost for the Plan is estimated at US$6,692,144 of which US$ 5,535,032 corresponds to the conservation plan itself and US$1,157,112 to the research and monitoring program. In addition, US$532,909 were considered for the aviary and botanical garden thereby responding to the reconstruction plan developed after the tsunami.

The Plan sets ambitious but achievable goals and will put in place the foundations required for the conservation of the archipelago’s biodiversity, thus ensuring this unique and valuable heritage for posterity.

Anuncios

logotranspwebDeclaración de Viña del Mar

Considerando que el Archipiélago Juan Fernández:

  1. Es el territorio nacional más valioso en relación al endemismo de su flora y uno de los más importantes del planeta.
  2. Presenta la flora más amenazada del país, habiendo ocurrido allí 6 de las 7 extinciones nacionales.
  3. Las especies invasoras son la principal amenaza a este ecosistema insular.
  4. No cuenta con un sistema de bioseguridad que permita proteger su valiosa biodiversidad de nuevas amenazas.

Los asistentes al Taller Internacional  Plan de Conservación de la Biodiversidad Terrestre del Archipiélago Juan Fernández, científicos extranjeros y nacionales, representantes del sector público y privado, miembros de la comunidad y del municipio fernandeziano, declaran que Chile debe evitar que ocurran nuevas extinciones en este valioso territorio. Para ello plantean que se debe:

  1. Impulsar el Plan de Conservación elaborado en este taller.
  2. Destinar los recursos suficientes por parte del país y la comunidad internacional, para evitar tales procesos.
  3. Trabajar de manera conjunta entre los actores involucrados e interesados, teniendo como base una activa participación de la comunidad fernandeziana generando las confianzas necesarias para lograr la efectividad y la eficiencia que el Archipiélago requiere.
  4. Impulsar la adopción de una legislación y medidas de administración necesarias para el establecimiento de un sistema de bioseguridad para el Archipiélago.
  5. Regular el tránsito y los niveles de población para asegurar la sustentabilidad del Archipiélago y proteger su patrimonio ecológico.
  6. Promover el desarrollo sustentable y la generación de capacidades locales.

Taller  Internacional  Plan de Conservación de la Biodiversidad Terrestre del Archipiélago Juan Fernández, realizado entre los días 4 y 6 de Noviembre de 2009.

El taller

Organizado por CONAMA, CONAF, Directemar, FIA, Fundación Biodiversa, Municipalidad de Juan Fernández, Parque Metropolitano de Santiago y SAG, fue inaugurado miércoles 4 de noviembre, en el Jardín Botánico Nacional de Viña del Mar, con la presencia de destacadas autoridades nacionales, entra las que estaban Ministra de Agricultura, Sra. Marigen Hornkohl; el Intendente de la Región de Valparaíso, Sr. Iván de la Maza; la Representante de FAO en Chile, Sra. Margarita Flores; el Alcalde de Juan Fernández, el Sr. Leopoldo González  y los Directores de CONAMA, CONAF, SAG, y FIA, entre otros.

Este Taller contó con la participación de destacados investigadores y expertos nacionales e internacionales, representantes de la comunidad y municipio fernandeziano, representantes del sector público y privado, entre otros y tuvo como objetivo la elaboración de un Plan de Acción a 5 años para la conservación del valioso patrimonio insular, focalizado en evitar que ocurran nuevos procesos de extinción en el archipiélago.

Los asistentes al taller entre los que se contaba con científicos de Galápagos, Austria, Reino Unido, Francia, Estados Unidos y Nueva Zelandia, así como expertos en control y erradicación de especies invasoras participaron en 5 grupos de trabajo: Flora, Fauna, Especies Exóticas Invasoras, Bioseguridad y Generación de capacidades.

Al finalizar, una vez acordado el Plan, los asistentes al taller acordaron la “Declaración de Viña del Mar”, en la cual se indican los principales problemas que se deben abordar para poder contribuir con la conservación del Archipiélago Juan Fernández.

Antecedentes de Juan Fernández

El Archipiélago Juan Fernández corresponde al conjunto de islas oceánicas con la mayor densidad de especies endémicas de flora en el mundo (0,98 especies endémicas/km2), lo que por extensión lo hacen el territorio más valioso desde la perspectiva de la flora a nivel del globo. Este elevado nivel de endemismo, que lo constituye en un verdadero laboratorio natural, otorga al archipiélago gran relevancia internacional en lo referido a su patrimonio ecológico, lo que ha llevado a que se le denomine la Galápagos de la Flora. Durrel Wildlife Conservation Trust, calificó al Archipiélago como la primera prioridad global de conservación, en un listado de 100 ecorregiones prioritarias para conservar en el planeta. El archipiélago es Parque Nacional desde 1935 y fue declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO en 1979.

Así como la biodiversidad del Archipiélago presenta un elevado valor, también enfrenta un elevado nivel de amenazas que han llevado al borde de la extinción a varias especies de flora y fauna. En el caso de la fauna, de 12 especies clasificadas, 3 están en la categoría En Peligro y Rara; 7 se encuentran En Peligro; y 2 en la categoría de Vulnerable. En lo que respecta a la Flora, de 75 especies clasificadas, 3 han sido declaradas extintas; 49 corresponden a En Peligro y Rara; 11 se encuentran En Peligro; y 11 en la categoría Vulnerable. Se debe señalar que en el Archipiélago existen 14 especies de flora que cuentan con menos de 10 individuos vivos en la naturaleza.

Gobierno organizará encuentro que busca garantizar el resguardo de una de las zonas más endémicas y ricas en biodiversidad.

por latercera.com – 03/11/2009 – 17:11

Archipiélago de Juan FernándezCon el objetivo de definir los lineamientos de largo plazo para la protección de la biodiversidad y el endemismo del Archipiélago Juan Fernández, entre los días 4 y 6 de noviembre se llevará a cabo en Viña del Mar un taller internacional destinado a impulsar un plan de conservación para la zona.

La iniciativa es impulsada por el Ministerio de Agricultura y sus servicios Corporación Nacional Forestal (Conaf), Fundación para la Innovación Agraria (FIA) y el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG); la Comisión Nacional de Medio Ambiente (Conama), la Fundación Biodiversa, Directemar, el Parque Metropolitano de Santiago y la Ilustre Municipalidad de Juan Fernández.

El evento, denominado “Plan de Conservación de la Biodiversidad Terrestre del Archipiélago Juan Fernández”, contará con la participación de importantes académicos, científicos, botánicos y expertos en conservación, nacionales e internacionales.

Entre ellos, destaca el botánico austríaco Tod F. Stuessy, de larga trayectoria en Juan Fernández, y quien posee decenas de publicaciones respecto al tema, algunas de las cuales son material obligado para investigadores y estudiantes. Stuessy obtuvo el prestigioso premio Henry Allan Gleason Award y fue presidente de la Sociedad Americana de Taxonomistas de Plantas.

La ceremonia de inauguración contará con la presencia de las ministras de Medio Ambiente, Ana Lya Uriarte; de Agricultura, Marigen Hornkohl, y de Vivienda, Patricia Poblete. Además, participarán los directores de distintos servicios del Minagri, como de la Corporación Nacional Forestal (Conaf), de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) y del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), así como el alcalde de Juan Fernández, senadores y diputados de la zona, entre otras autoridades.

Por Cristina Espinoza / La Nación
Miércoles 30 de septiembre de 2009

Ha habido varios intentos, pero ninguno ha sobrevivido. Este es más ambicioso y busca evitar una extinción masiva apuntando a tres blancos: sacar las especies invasoras, comprometer a la comunidad local y generar una estrategia a largo plazo.

El picaflor de Juan Fernández, una de las especies de aves en peligro.

Desde 1977 es considerada Reserva de la Biosfera, por ser uno de los lugares de mayor endemismo (especies únicas) en el mundo. Pero ni siquiera este estatus ha permitido lograr implementar un plan de protección a la biodiversidad que sea completamente efectivo. Juan Fernández, considerada la “Galápagos de la flora”, continúa bajo amenaza, a pesar de la serie de estudios que se han realizado en la zona.

Por eso, entre el 6 y 7 de noviembre, un grupo interdisciplinario de representantes de entidades públicas, fundaciones pro conservación y la comunidad del archipiélago se unirán en un taller internacional para forjar el nuevo Plan Estratégico para la Conservación de la Biodiversidad del Archipiélago.

Junto a la Corporación Nacional Forestal (Conaf), el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) y Conama, la Fundación Biodiversa, organizadora de la actividad, espera definir un plan de conservación que permita resguardar la isla a largo plazo.

“El objetivo es darle al archipiélago la importancia que tiene”, sostiene Aarón Cavieres, presidente de Biodiversa, por lo que junto a los cerca de 60 convocados al evento -más de una decena de extranjeros expertos en biodiversidad de islas y especies invasoras- pretenden definir prioridades, “decidir las especies y áreas donde es necesario inyectar más recursos y quiénes pueden hacerlo”.

Especies exóticas

“El principal problema que tiene en este momento el archipiélago es la internación de especies invasivas, por lo tanto, el primer factor para una estrategia exitosa es sacarlas de la isla”, señala el biólogo Stephan Funk, de la organización inglesa Durrell Wildlife Conservation Trust, que visitó Chile para participar de un encuentro de preparación para el taller. Según explican en Conama, el control de las especies exóticas e invasoras será uno de los temas prioritarios del taller. “Es clave en la conservación de la biodiversidad en el largo plazo. En ese sentido, el fortalecimiento de las labores que el SAG y Conaf desarrollan en la zona es fundamental, así como la implementación de nuevas acciones y medidas en este ámbito”, sostienen.

La nalca de Juan Fernández, otra de las especies endémicas del archipiélago amenazada con desaparecer.

La Conama espera que el nuevo plan sea una herramienta de planificación y gestión participativa “que cuente con el compromiso de todos los actores relevantes” y que desarrolle acciones de corto, mediano y largo plazo “con una mirada integradora y coordinada entre los distintos sectores, tanto públicos como privados”, de modo de evitar que los proyectos de conservación sigan siendo cortoplacistas.

Uno de los proyectos más exitosos en la isla, hasta hoy, fue realizado en cooperación con Holanda, entre 1998 y 2003. La idea era tanto eliminar la serie de plagas presentes, como hacer partícipe a la comunidad en la conservación. Fue un éxito durante los seis años que duró, las cabras se erradicaron casi completamente, sin embargo, seis años después, las plagas volvieron y hoy son el principal obstáculo.

Funk, quien ha participado en la implementación de planes de conservación a nivel internacional -especialmente de islas- señala que es necesario “coordinar logísticamente todas las instituciones nacionales e internacionales que, de alguna manera, están involucradas con Juan Fernández, pero que están realizando trabajos en forma muy aislada. Es necesario sumar todos los esfuerzos”, sostiene.

Visión de futuro

El biólogo, que en 2007 ubicó a la isla en el primer lugar de los territorios con mayor diversidad biológica en el mundo, hace hincapié en que las líneas de acción de este plan de manejo deben ser amplias y con visión de futuro, “que no se haga algo que vaya a ser una visión de corto plazo, sino sustentable en el tiempo, que incluya no solamente el manejo técnico de especies, sino que además incluya otros aspectos como la difusión y la educación ambiental, porque uno de los factores clave es educar a la gente y posicionar a la isla a nivel nacional como un lugar importante”, asegura.

Una mirada sostenible en el tiempo, porque hasta ahora se ha invertido mucho, pero los resultados se han visto sólo en el corto plazo, con ello, lo que se ha avanzado, en poco tiempo se ha retrocedido, como sucedió con las cabras.

La educación ambiental será clave, pues en gran parte es la propia comunidad la que deberá resguardar el patrimonio biológico de la isla. “El trabajo local es muy importante, que haya una difusión adecuada de cómo manejar el tema, porque si la gente no sabe el daño que puede provocar, no sacan nada con implementar un programa, erradicar las cabras y que las vuelvan a reproducir”, sostiene Funk.

Especies Amenazadas

LA AMENAZA DE LA CONECTIVIDAD

Por aire o por mar, los isleños contarán con transporte subsidiado por el Estado. La medida, que pretende mejorar la conectividad del archipiélago con el continente permitirá que los habitantes de Juan Fernández puedan enviar y recibir cargas a través del buque Antonio, de la empresa Kochifas -la misma de los cruceros por los canales del sur-, de forma gratuita.

En el mismo barco, podrán trasladar sus equipajes y viajar mensualmente, 12 personas, y tres veces en el año podrán también trasladarse hacia la isla Alejandro Selkirk, donde entre octubre y diciembre se establece la comunidad dedicada a la captura de langostas. El transporte aéreo, también subsidiado, bajará sus tarifas para los isleños, desde casi 400 mil pesos a 75 mil, por un viaje semanal para 7 personas.

No se descarta que pronto comiencen a dedicarse a los viajes turísticos, que según Stephan Funk, podrían ser un nuevo factor de amenaza, si no se analiza con anticipación. “Es bueno de una manera, pero también puede ser negativo, pueden llegar más especies, más gente, turistas. Eso debería ser parte de esta mirada de futuro, sobre cómo hacer un desarrollo sustentable que proteja el lugar en forma global”, afirma.

“El turismo representa un potencial de ingreso de especies invasoras y exóticas, por ello cobra importancia la educación ambiental como elemento clave para minimizar el riesgo de introducción de estas. El foco en turismo de intereses especiales, como buceo, birdwatching, reconocimiento de especies botánicas, trekking, exploración, etc., será otro elemento que apoyará los esfuerzos de conservación”, dicen en Conama.

Para Funk, el desafío es “poner todos los puntos importantes en este plan de acción, todas las investigaciones en distintos temas y la base otorgada por el programa implementado por Holanda. Con eso, comenzaremos a tener una mirada más global”, concluye.

Written by Silke Steiml
Wednesday, 30 September 2009
Nearly 84 Percent Of Island Fauna Is In Danger Of Extinction, Say Scientists

A team of about 50 international experts will meet next month in Region V’s Viña del Mar to analyze the endangered flora and fauna of Juan Fernández archipelago, located about 670 kilometers from mainland Chile in the Pacific Ocean and administratively belonging to Region V.

Chilean authorities and environmental NGOs are currently working on a conservation plan for the territory. These plans are to be presented at the Viña del Mar summit and be put into effect as soon as possible.

“What we need is a long-term strategy,” said Stephan Funk of the Durrell Wildlife Conservation Trust, which two years ago highly listed the archipelago amongst the planet’s 100 ecosystems that must be conserved.

More than 400 different species of plants and animals have been classified throughout the country since 2005. Of 115 more closely examined samples, the ones existing on the islands are the most vulnerable and fragile.

“Almost 84 percent of Juan Fernández’s fauna finds itself in danger of extinction,” said Álvaro Sapag, director of the National Environment Commission (CONAMA). “In the last 100 years, eight different plants have disappeared. The situation of the island’s animals is very similar.”

According to Aaron Cavieres, director of the NGO Fundación Biodiversa, 60 percent of the archipelago’s flora can only be found on Juan Fernández. To him, “the archipelago is the key to answering questions with respect to evolution” by analyzing the connection of its species with those of other continents.

However, the three islands that form Juan Fernández (Robinson Crusoe, Alejandro Selkirk and Santa Clara) are not just of scientific interest. The English newspaper The Independent just named the archipelago one of the best options in Latin America to “disconnect oneself from the world.”

The islands represent a unique opportunity to retreat from everyday life for a while and enjoy “the charm of nature,” the newspaper wrote. The islands have no cell phone reception and can by reached by ship (that travels once a month) or plane, with tickets starting at US$730 for a two-hour flight.

In other news, the 800 residents living on the islands will now pay five times less to fly to the Chilean mainland than visitors, the region’s authorities announced last week. Instead of US$730 roundtrip, they will now pay around US$130.

SOURCES: EL MERCURIO, LA NACIÓN, LA TERCERA

Last Updated ( Wednesday, 30 September 2009 )

trekkingJF

PATRIMONIO NATIVO.- La exuberante y exclusiva vegetación de las islas, uno de sus principales atractivos turísticos, está actualmente en competencia con plantas foráneas como la mora, el maqui y la murtilla.Foto:GONZALO LÓPEZ

por Richard García/ El Mercurio

Cerca de una cincuentena de expertos internacionales se congregarán durante noviembre en Viña del Mar para analizar las amenazas que enfrenta la frágil flora y fauna del archipiélago de Juan Fernández.

Especies como el picaflor que allí habita, el lobo fino de Juan Fernández y el rayadito de Más Afuera enfrentan la presión de especies invasoras como perros, gatos y ratones.

Menos de diez

En el caso de la flora, hasta el año pasado quedaba apenas un ejemplar del árbol Dendroseris gigantea , pero la Conaf logró reintroducir ocho más que habían sido cultivados en viveros. Otras 13 especies de flora también presentan menos de 10 individuos en el medio silvestre.

En mayo de 2004 se extinguió el último ejemplar macho de la planta Robinsonia berteroi.

Según detalla Aaron Cavieres, director ejecutivo de la Fundación Biodiversa -una de las promotoras de la cita en Viña-, el 60% de la flora del archipiélago es endémica (propia del lugar) y, de todas las especies de helechos que hay en Chile crece allí el 30%. Destaca además que de las 11 especies de aves endémicas chilenas, cinco viven en estas islas.

MERSTCT012AA2509Para Cavieres, “el archipielago es clave para responder preguntas de la evolución”, por la conexión de sus especies con las de otros continentes.

Hace 2 años Durrell Wildlife Conservation Trust situó al archipiélago como prioritario en un listado de cien ecorregiones del planeta que se deben conservar. La semana pasada el zoólogo alemán Stephan Funk, que trabaja con Durrel, ratificó la información en un encuentro de coordinación preliminar al taller.

Funk está casado con una chilena y ya ha trabajado en nuestro país en la conservación del zorro chilote. Ahora será uno de los asesores en el diseño de una política de conservación para la isla.

Actualmente Conama, Conaf, SAG, el Fondo de Innovación Agraria, autoridades regionales y ONG como Biodiversa trabajan para elaborar un plan de conservación de diversidad terrestre en las islas oceánicas como Juan Fernández. Una vez armado, la idea es implementarlo a la brevedad.

Funk advirtió que, más allá de una sumatoria de proyectos pequeños de conservación, “lo que se requiere es una estrategia de largo plazo”, ya que se puede hacer un gran esfuerzo de erradicación de una especie y reinserción de otra, pero si esto no se mantiene en el tiempo se corre el riesgo de perder todo lo avanzado.

¨ en el sotobosque de la Myrtisylva fernandeziana, en los altos de la quebrada Villagra, en la expedición de este año. Foto:ROBINSONIA/DANTON Y PERRIER

Philippe Danton en el sotobosque de la Myrtisylva fernandeziana, en los altos de la quebrada Villagra, en la expedición de este año. Foto:ROBINSONIA/DANTON Y PERRIER

El Mercurio, Lunes 6 de Abril de 2009, por ALEXIS JÉLDREZ

Botánicos franceses hicieron el inventario de las especies del archipiélago Juan Fernández Alertan sobre la preocupante cantidad de especies introducidas. Existe un peligro ahí.

Dos botánicos franceses registraron todas las especies del archipiélago Juan Fernández. “Son 716 especies, de las cuales 213 son nativas y el resto (503) introducidas. Aquí la flora introducida supera largamente a la flora nativa”, comenta el botánico Philippe Danton, quien lleva 12 años viniendo a estudiar el tema. Su socio es Christophe Perrier; su organización, Robinsonia.

Empujón veloz

La gente ha introducido cabras u otros animales; “ellos además traen semillas en su pelaje”. También muchos llevan plantas para adornar sus jardines. -¿Se había hecho antes este trabajo tan completo? “

La Robinsonia saxatilis fue descubierta en 1999, en la Quebrada Corrales de Molina. Foto:ROBINSONIA/DANTON Y PERRIER

La Robinsonia saxatilis fue descubierta en 1999, en la Quebrada Corrales de Molina. Foto:ROBINSONIA/DANTON Y PERRIER

El primer catastro lo hizo Federico Johow en 1896″. El Dr. Johow, rector del Pedagógico, también fue botánico. En forma natural, en islas como las del archipiélago Juan Fernández o las Galápagos, una especie vegetal nueva se instala cada 8 mil años, plantea Danton: “La naturaleza habría necesitado 2.696.000 años para realizar lo que los hombres produjeron en 110 años”.

El problema de la isla es esta lucha. Lo peor es que, en estos casos de conflicto entre especies nativas y foráneas, se sabe siempre lo que va a pasar: pierde local. “En la isla existe un bosque, completamente original, al que yo le puse el nombre de Myrtisylva fernandeziana. Se parece al bosque valdiviano, pero es un bosque diferente, y es el único bosque que conozco en todo el mundo que tiene el ciento por ciento de las especies arbóreas endémicas. ¡Esto es algo extraordinario! Incluye insectos, pájaros y todo un ecosistema completo totalmente original y que no se puede encontrar en otra parte del mundo. Y eso hoy lo estamos perdiendo”.

Afortunadamente, todas las investigaciones de Philippe Danton y Christophe Perrier quedarán preservadas en un libro que el Museo Nacional de Historia Natural de París, del cual Danton es botánico adjunto, espera publicar el próximo año. Estará en español. Además, proponen crear zonas protegidas, hacer planes de rescate y fondos de investigación para crear un plan de conservación.

Página siguiente »